La Canon EOS 750D ofrece a aquellos fotógrafos aficionados la posibilidad de avanzar y dar un salto cualitativo en la fotografía. Veamos las características de ésta cámara réflex digital (DSLR) de la gama EOS y si cumple con el objetivo de ser una de las referencias dentro de la gama media del sector.

Por otra parte veremos si compensa el incremento de precio respecto al de su antecesora: la Canon EOS 700D.

Características

  • 24,2 millones de píxeles de resolución.
  • Procesador de imagen DIGIC 6.
  • Sensibilidad: 100–25.600 ISO.
  • 19 puntos de enfoque.
  • Sistema AF predictivo.
  • Pantalla LCD de 3″ de 1,04 millones de píxeles de resolución, multiángulo y tecnología táctil.
  • Velocidad de disparo en ráfaga: 5 fotografías por segundo.
  • Vídeo Full HD 30p y formato MP4.
  • Conexión Wi-Fi/NFC.
  • 8 modos de exposición: manual, prioridad de abertura, prioridad de velocidad, programable, modos de escena, flash cancelado, auto creativo y auto inteligente.
  • 10 modos de escena: retrato, paisaje, macro, deportes, niños, comida, luz de velas, retrato nocturno, escena nocturna disparada a mano y contraluz HDR.
  • 7 filtros creativos: efecto óleo, acuarela, blanco y negro granulado, enfoque suave, cámara de juguete, efecto miniatura y ojo de pez.
  • 4 modos de fotometría: evaluativo de 315 zonas, puntual, ponderado al centro y parcial.
  • 8 modos de balance de blancos: automático, luz día, sombra, nublado, tungsteno, fluorescente, blanco y personalizado.
  • Tamaño y peso: 132 x 101 x 78 mm y 550 gramos (con tarjeta y batería).

La batalla por los píxeles

Uno de los aumentos que la EOS 750D ofrece respecto a su antecesora es la cantidad de Megapíxeles pasando de 18 a 24.

La batalla por los píxeles hace tiempo que se está librando entre las distintas marcas, algo que en realidad no tiene demasiado sentido para el sector aficionado, a no ser que hagamos impresiones de más de 1 m2. En la era digital en la que las fotografías se almacenan en los ordenadores, se imprimen en álbumes domésticos y se comparten en las redes sociales el aumento de píxeles no debería preocuparles excesivamente a aquellos aficionados que no deseen gastar su presupuesto en almacenamiento extra para su ordenador.

Sin embargo, si somos de aquellos a los que nos gusta hacer grandes recortes en los encuadres para centrarnos en los detalles lo vamos a agradecer el aumento de píxeles.

La pantalla LCD multiángulo, una ayuda práctica.

El hecho de tener una pantalla móvil y táctil nos va ayudará a hacer fotos originales y creativas: por encima de la cabeza, a ras de suelo, etc. algo que sin ella deberíamos hacer a ciegas.

Los que nunca defraudan: Calidad de imagen, sistema de enfoque AF y respuesta a ISO elevados.

Si hay algo con lo que debemos estar tranquilos con ésta marca es con las excelentes respuestas que nos va a ofrecer en cuanto a imagen y sistema de auto enfoque. El contraste y la fidelidad de los colores nos ofrecerán calidad incluso en los detalles.

El sistema de enfoque AF es más que correcto para la gama en la que nos encontramos siendo éste rápido y preciso ante cualquier situación. Los 19 puntos de foco permiten cubrir una mayor área de imagen y mejora la velocidad del enfoque en seguimiento de sujetos en movimiento.

El procesador de imagen DIGIC 6 permite trabajar con tranquilidad a ISO altos, y podemos trabajar con tranquilidad a 4000 (incluso a 6400) dependiendo del nivel de exigencia que tengamos respecto al ruido. El buen rendimiento a ISO elevados nos permitirá obtener resultados decentes y creativos en situaciones de escasa de iluminación (y sin necesidad de usar el flash).

Modo vídeo Full HD y Wi-fi

El modo vídeo ofrece una buena calidad, su evolución respecto al modelo anterior se nota en cuanto a velocidad y precisión, ofreciendo unas transiciones de enfoque más suaves. A pesar de ello, no llega a las prestaciones de competidores referentes en vídeo, como por ejemplo la Sony A6000.

La conexión WiFi nos permite compartir las fotos con redes sociales y otros medios de forma cómoda.

A su vez, la EOS 750D incorpora también comunicación de campo cercano NFC (Near Field Communication) con el que podremos conectar un smartphone e incluso controlar con éste la cámara mediante la aplicación de Canon que viene con la cámara.

Imágenes de muestra

Puntos a favor

  • Pantalla LCD multiángulo táctil y de buena calidad de visualización.
  • Conectividad WiFi y NFC.
  • Buena respuesta del sistema de enfoque AF.
  • Calidad de imagen elevada.
  • Buena respuesta ISO elevados.
  • Precisión fotométrica.

Puntos mejorables

  • Dominancia cálida en el balance de blancos en escenas con luz artificial.
  • Cobertura del 95% en el visor.
  • Material de acabado mejorable. En su gama (incluso en gamas inferiores) encontramos a competidores con unos acabados de mayor calidad.
  • Los modos de escena y los filtros creativos que ofrece la competencia son bastante mejores, algo que va a preocuparnos más o menos en función de cuales sean nuestros objetivos y prioridades como fotógrafos.

Cámaras similares

Algunas de sus competidoras en ésta gama podrían ser la Fujifilm X-T10 la cuál gana en cuanto que dispone de una mayor velocidad de disparo en ráfaga, mayor ampliación efectiva del visor, unos mejores materiales de acabado así como más compacta y ligera. Por el contrario, la X-T10 pierde en cuanto a resolución, respuesta ISO y en movilidad y usabilidad de la pantalla.

Algo parecido ocurre con la Olympus E-M10 Mark II o con la Sony A6000 mejorando éstas dos incluso el ISO máximo que ofrece la EOS 750D. Además la Sony goza de un mejor rendimiento en video.

Conclusiones

La relación calidad/precio de la Canon EOS 750D es muy buena. Su calidad de imagen, el sistema AF y la respuesta a ISO elevadas no nos defraudaran. La apuesta de Canon por liderar la gama media da lugar a éste producto equilibrado y de buenas prestaciones.

Sin embargo debemos decir que (por el momento) el incremento de precio respecto a su predecesora, la Canon EOS 700D, no nos compensa por completo, ya que el hecho de que incorpore WiFi así como otras ligeras mejoras en las prestaciones (ISO, autonomía de la batería, etc) no lo acaban de justificar y el incremento de la resolución no siempre será provechoso para todos los usuarios.

En cuanto a su competencia, Canon parece priorizar en su gama media lo mismo que le da prestigio a la marca en su nivel más profesional: una calidad óptica y un sistema de enfoque automáticos excelentes. Algo que no todo el público de gama media siempre prioriza (por lo menos no exclusivamente) y por lo cual no siempre ésta dispuesto a pagar aunque su precio sea también equilibrado.